Noticias

Entrevista de la semana – «En Celera nos enseñan que no hay nada más poderoso que una persona con talento que se conoce y sabe lo que quiere en su vida», Rosa Narváez, becada de la Fundación Banco Sabadell

Entrevistamos a Rosa Narváez, becada por la Fundación Banco Sabadell para el programa Celera, el primer programa que acelera personas y no proyectos.

Este programa da la oportunidad a que jóvenes talentos puedan desarrollar iniciativas de sectores como la ciencia y la tecnología. Rosa es una de los 10 jóvenes seleccionados que participan en este programa personalizado que incluye talleres, cursos, grandes oportunidades, charlas y actividades que se orientan al desarrollo personal y profesional.  Rosa Narváez estudió Publicidad y RRPP por la UCM licenciándose con premio extraordinario y Derecho en la U.N.E.D. Tras cursar un máster Dir. Arte y Creatividad en Madrid y Londres, comenzó su trayectoria profesional como creativa digital en Shackleton y Kitchen, ganando diversos premios en certámenes publicitarios. Tras conseguir la Beca Wallapop para formarse en UX/UI en Ironhack Madrid, comenzó a trabajar en Propelland, donde lidera proyectos de diseño de experiencia para compañías como Coca-Cola o Pernod Ricard. Compagina su profesión como docente en el Máster de Creatividad Publicitaria en TAG y como directora del curso “Creatividad Digital para Creativos” en colaboración con El Corte Inglés.

Buenos días Rosa. Has sido una de los 10 talentos españoles que han participado en la quinta edición de Celera, un programa que nace con el objetivo de identificar a jóvenes con talento en España. ¿Qué ha significado para ti? Hace ya casi ocho meses que me anunciaron que formaba parte de la quinta generación y desde entonces no he dejado de recibir oportunidades de crecimiento tanto profesional como personal. Desde lo profesional, dándome acceso y voz en los mejores foros de mi sector, y ayudándome a tener más visibilidad como mujer en el sector tecnológico. Y desde lo personal, gracias a los talleres de crecimiento intrapersonal, aprendiendo lo importante que es conocerse bien a uno mismo para ser feliz haciendo lo que a una le gusta.

¿Podrías explicarnos cómo ha sido la experiencia: los talleres, los cursos, las actividades orientadas al desarrollo personal y profesional …? Como comentaba anteriormente, el primer año es un enfoque intrapersonal. Al principio choca un poco, porque la mayoría de los que entramos en Celera lo hacemos con el acelerador bien pisado a fondo y con la intención de seguir quemando gasolina. Quizás es por eso por lo que todos estamos allí.

Nos educan pensando que el talento va ligado a la brillantez académica. Y luego llega el estrés, la ansiedad, la falta de autoestima y parece que todo eso no tiene nada que ver con nuestra carrera profesional. En Celera nos enseñan que no hay nada más poderoso que una persona con talento que se conoce y sabe lo que quiere en su vida, y es precisamente eso es lo que estamos aprendiendo juntos como generación.

Durante este tiempo hemos contado con la suerte de recibir talleres de dos grandes profesionales Katya y Marta, dos psicólogas excelentes que saben perfectamente dar en la tecla con perfiles como los nuestros y a las que estaré eternamente agradecida. Además, tenemos reuniones intergeneracionales cada tres meses en los que podemos compartir nuestras historias con otros compañeros que han pasado o están pasando por el mismo proceso. Está siendo tan enriquecedor que estoy deseando ver qué tienen pensado para nosotros los próximos meses.

Además, has tenido la oportunidad de crear y protagonizar tu propio proyecto. ¿Podrías explicarnos en qué ha consistido? ¿Alguna anécdota que quieras compartir? En enero nos notificaron que éramos uno de los 6 equipos ganadores mundiales del hackaton de Space Apps que organiza la NASA, una competición que tiene lugar en 200 ciudades de todo el mundo y cuya convocatoria madrileña organizó Celera.

El proyecto que presentamos se llamaba GalaxyQuest y buscaba solucionar un problema muy concreto: el telescopio Hubble genera cientos de terabytes de fotografías cada año y su análisis requiere un un tipo de procesamiento, el visual, que requiere demasiados recursos y demasiado tiempo. Por lo que creamos una experiencia que permitiera a los fans de la NASA “capturar” galaxias en el espacio y navegar entre las maravillosas fotografías del Hubble mientras resuelven pequeñas tareas que ayudan a entrenar al algoritmo que procesa estas imágenes.

Como anécdota, fuimos invitados al Kennedy Space Center para presentarle el proyecto a la NASA y ver el lanzamiento del Falcon 9 de Space X. Nos cancelaron el lanzamiento dos veces, el último intento a tan solo 30 segundos cuando una maldita nube decidió posarse encima del cohete. Os podéis imaginar la desilusión, habíamos cruzado el charco solo para ver ese lanzamiento. Para el tercer y último las posibilidades eran mínimas, entorno al 10%. Desde mirador de la NASA, no nos confirmaron el lanzamiento hasta que quedaba prácticamente un minuto en el que gritamos sin despegarnos ni un segundo de nuestros prismáticos. Sin duda alguna, ha sido una de las mejores experiencias de mi vida.

¿Cómo valoras la participación de la Fundación Banco Sabadell con Celera, y especialmente, contigo? La participación de la Fundación Banco Sabadell la calificaría como esencial. Sin el apoyo de instituciones como esta sería imposible que personas como nosotros hubiésemos tenido acceso a todo lo que he comentado anteriormente. Incluida la experiencia única de poder ver a ese cohete romper la barrera del sonido (y a mi romper a llorar de la emoción en consecuencia).

La calidad de las oportunidades y de la formación que estamos obteniendo mis compañeros y yo es impagable. En lo personal, espero poder estar a la altura y utilizarlo para poder devolverle a la sociedad todo lo que estoy recibiendo.